Normas Estación Penitencia

NORMAS PARA LA ESTACIÓN DE PENITENCIA DE LOS ACÓLITOS

  •  Los acólitos están obligados a mantener una gran postura de seriedad y recogimiento debido a que realizan la Estación de Penitencia descubiertos.
  •  Deben mirar siempre al frente, no hacer gestos ni saludar a nadie y mantenerse en absoluto silencio.
  •  Deben ir aseados, entiéndase peinados y afeitados correctamente.
  •  Está prohibido comer caramelos o tomar chicle o cualquier otro tipo de alimento durante el recorrido.
  •  Deben utilizar zapato y calcetín negro, camisa blanca. No llevará reloj, pulseras ni otro aditamento salvo alianza matrimonial.
  •  Los acólitos ceriferarios deben estar atentos a las órdenes del pertiguero y subir y bajar los ciriales cuando éste lo ordene con la pértiga. Si los ciriales tienen que andar y el paso se haya detenido, éstos se elevarán a media altura. Sólo se elevarán totalmente los ciriales cuando el paso esté izado.
  •  Los ciriales nunca se encienden cuando el paso está en plena chicotá. Se encienden siempre cuando esté arriado y los acólitos estén parados.
  •  Los acólitos turiferarios deben mirar al frente y no girarse para inciensar a la Imagen.
  •  El pertiguero es el responsable de todo el cortejo de paso, debiéndose situar junto a la última pareja de ciriales, posición desde la que domina el mismo. Los acólitos deben estar atentos a las órdenes del pertiguero que se harán efectivas a través de golpes con la pértiga.

NORMAS PARA LA ESTACIÓN DE PENITENCIA DE LOS MONAGUILLOS

  • Los monaguillos vestirán sotana negra, roquete blanco y esclavina negra con el escudo de la hermandad. Portarán cordón y medalla de ésta, sin ningún pasador o broche.
  •  Deben utilizar zapato plano negro y calcetín negro y no llevar relojes ni pulseras.
  •  Los monaguillos deben ir correctamente peinados. Las niñas en ningún caso podrán llevar el pelo suelto, sino recogido por una goma negra.
  •  Los monaguillos están obligados a mantener una postura de gran formalidad y recogimiento debido a que realizan la Estación de Penitencia descubiertos.
  •  Deben mirar siempre al frente, sin correr, ni jugar, y siempre haciendo caso a las instrucciones del diputado de monaguillos.
  •  Durante la Estación de Penitencia no podrán comer dentro del cortejo de la Cofradía. Si alguno tuviese la necesidad de hacerlo, el monaguillo abandonará la Estación de Penitencia provisionalmente, acompañado de un familiar y avisando previamente a su responsable, reincorporándose al orden del mismo a la mayor brevedad posible.

NORMAS PARA EL VÍA CRUCIS DEL STMO. CRISTO DE LA EXPIRACIÓN

“Los cultos que anualmente organizará la Hermandad serán los siguientes: … Vía Crucis con la imagen del Santísimo Cristo de La Expiración…” (Regla nº 6)

“Corresponden a los miembros activos de la Hermandad,… los siguientes derechos y obligaciones: … Ostentar el cordón y medalla de la Cofradía…” (Regla nº 16)

  •  Los hermanos que participen en el Vía Crucis deben estar a las 20:30 horas de la tarde en la Casa Hermandad para ir formando el cortejo.
  •  Estará a disposición de los participantes el Orden del Cortejo y la colocación de cada uno por estricto orden de antigüedad.
  •  Los participantes deberán vestir traje oscuro, con camisa clara y corbata, de acuerdo a la solemnidad del acto, portando cordón y medalla de la Cofradía para los hermanos.
  •  El acto debe ser seguido con profunda devoción y religiosidad, rezando en alta voz las catorce estaciones del Vía Crucis de forma piadosa.
  •  Todos los hermanos que integren el cortejo deben transmitir sentido de orden, penitencia y seriedad.

NORMAS PARA LA ESTACIÓN DE PENITENCIA DE LOS COSTALEROS

Antes de comenzar la estación de penitencia:

  • Accederán a la Iglesia de San Pablo a la hora acordada. Será imprescindible presentar la papeleta de sitio.
  • Permanecerán junto a los pasos y en silencio.
  • En el instante en que se abran las puertas del templo todos los costaleros deberán estar debajo de los pasos.

Durante la Estación de Penitencia

  • Bajo ningún concepto atravesar el cortejo de nazarenos ni caminar entre él.
  • Respetar y cumplir escrupulosamente las instrucciones de los diputados de la Cofradía.
  • Los relevos se realizarán en orden, silencio y con la mayor celeridad posible.
  • Según las normas del Cabildo Catedralicio, únicamente podrán acceder a la Santa Iglesia Catedral aquellos hermanos que vayan bajo las trabajaderas del paso.
  • Las cuadrillas de relevo no caminarán tras el paso, incorporándose a sus puestos en los puntos de relevo establecidos por los capataces.
  • Queda terminantemente prohibido realizarse fotografías alrededor y debajo de los pasos.

Cuando concluya la Estación de Penitencia

  •  Los costaleros entrarán en el templo cuando se lo indiquen expresamente.
  •  Los costaleros del paso de Cristo, una vez en el templo, esperarán la llegada de resto de la Cofradía junto al paso, manteniendo la compostura y el respeto debidos.ç

NORMAS PARA LA ESTACIÓN DE PENITENCIA DE LOS NAZARENOS

Antes de comenzar la Estación de Penitencia:

  •  El buen nazareno debe ir preparado espiritualmente para realizar la estación de penitencia: debe haberse confesado y vivido con espíritu cristiano y de conversión la Cuaresma y el comienzo de la Semana Santa. De otra forma la Estación de Penitencia carecería de sentido.
  •  Debe vestirse correctamente: túnica negra, cinturón de esparto, rosario de color negro, calcetín negro y zapato plano negro. Está prohibido llevar reloj, pulseras, uñas pintadas o cualquier otro aditamento que rompa el anonimato del nazareno, salvo alianza matrimonial.
  •  Debe dirigirse a la Real Iglesia de San Pablo cubierto con el antifaz, en absoluto silencio y por el camino más corto, accediendo por la puerta lateral de la misma a la hora indicada.
  •  Es imprescindible para entrar en el templo presentar la Papeleta de Sitio, debiendo acreditar su identidad si es requerida para ello.
  •  Una vez en el Templo, debe dirigir una oración hacia los titulares y permanecer en silencio atento a las indicaciones que hagan los responsables de la Cofradía.
  •  En el instante en que se comience el rezo del Santo Rosario toda la Cofradía debe estar formada.

Durante la Estación de Penitencia:

  •  El nazareno debe ir en silencio absoluto, guardando siempre la compostura y la dignidad propia del acto que realiza, sin hacer gestos ni saludar a nadie.
  •  El nazareno debe mirar siempre al frente, nunca hacia atrás. Cristo cuando subió al Monte Calvario nunca miró atrás.
  •  El nazareno de cirio debe levantarlo y bajarlo cuando lo haga el que se sitúa inmediatamente delante.
  •  El nazareno de cirio nunca debe dar cera a nadie que se lo pida.
  •  El nazareno de cirio nunca debe verter la cera al suelo. La cera caerá al suelo por sí misma. Rompe totalmente el orden y compostura que un nazareno se dedique a verter cera.
  •  El nazareno debe ir siempre atento del Diputado correspondiente. Cualquier problema que surja al nazareno durante la Estación de Penitencia debe comunicarlo a este.
  •  Sólo podrá ausentarse de la fila cuando hubiera una causa grave, pidiendo permiso previamente al Diputado de Tramo, norma a seguir especialmente en el interior de la Santa Iglesia Catedral.
  •  Los penitentes cargan con una cruz durante toda la Estación de Penitencia. En ningún momento puede el penitente soltar la cruz para descansar. Cristo llevó la Cruz hasta el final con entereza, hasta el Patíbulo.
  •  En caso de incumplimiento de estas normas, los Diputados están facultados para exigir al nazareno que abandone la fila previa retirada de la Papeleta de Sitio.

Cuando concluya la Estación de Penitencia:

  •  Al regresar al templo, los hermanos permanecerán con igual silencio y compostura que para la salida, hasta que haya entrado toda la Cofradía y el Hermano Mayor de por finalizada la Estación de Penitencia tras las preces de rigor.
  •  Los nazarenos con túnica en propiedad deben volver cubiertos y en absoluto silencio a su domicilio por el camino más corto. El incumplimiento de esta norma puede acabar con la imagen de orden, recogimiento y penitencia que haya dado la Cofradía durante la Estación de Penitencia.
  •  Los nazarenos cuya túnica sea propiedad de la Cofradía deben hacer entrega de la misma a su Diputado de Tramo, así como del cinturón de esparto que hayan utilizado en la Estación de Penitencia.